“The majority of indigenous groups are well integrated”


“The majority of indigenous groups are well integrated” dijo la Presidenta de Chile Michelle Bachelet en la Universidad de Columbia.

De ocho palabras en la lengua inglesa consta la controversial declaración, y de ellas nos nacen una serie de preguntas como: ¿Qué son los grupos indígenas?, ¿Qué significa estar integrado?, ¿cuál es esa mayoría? y ¿Dónde deja a un grupo no menor, y en franco crecimiento, de Mapuche que están demandando autodeterminación, autonomía de gobierno e incluso independencia respecto de Chile?, son preguntas que trataremos de responder.

A que se habrá referido la mandataria al decir “grupos indígenas”?, a la Nación Aymara, la Mapuche, la Rapanui, la Likan Antay, la Kawaskar etc..?, a las llamadas comunidades indígenas que define y regula la ley 19.253 o Ley CONADI?, a las llamadas asociaciones indígenas que regula la misma ley?, a grupos autónomos indígenas u organizados bajo personalidad jurídica municipal?, a cuál de todo este universo de “grupos” se habrá referido la Presidenta Bachelet?.
¿Que significa estar integrado?, ¿Qué grado de participación tienen los llamados “grupos” indígenas a la hora de decidir como y bajo qué términos se integran?.

Según la RAE integrarse significa entre otros:
a) Constituir un todo.
b) Hacer que alguien o algo pase a formar parte de un todo.
c) Aunar, fusionar dos o más conceptos, corrientes, etc., divergentes entre sí, en una sola que las sintetice.

Para este caso puntual integrar significa que estos “grupos” indígenas se fusionen en un plano de igualdad con la sociedad occidental, que pasen a formar parte de ésta o que la sociedad occidental pase a formar parte del llamado “grupo indígena”.

En estricto rigor integrar, según el concepto de la RAE, implica que una sociedad haga desaparecer a otra o que Chile se acepte como un país plurinacional que hable de la fusión de esos grupos con la nación chilena, que juntos constituyen un solo todo. El primer concepto de integración es el que pretendió aplicar el Estado de Chile durante todo el siglo XX, es decir, la desaparición de esos “grupos” indígenas de los que habla la Presidenta. En el segundo caso, como el Estado no fue capaz de hacer desaparecer al otro, no le quedó más opción que reconocer la existencia de ese otro a través de declaraciones políticas que no se han traducido en hechos concretos. Bajo esta óptica se puede decir que “La mayoría de los grupos indígenas están integrados”? NO.

Dentro de esta interrogante es válido preguntarse si estos “grupos” desean ser integrados, si se les ha preguntado mediante mecanismos adecuados y aprobados por estos mismos grupos? y se les ha preguntado que tipo de integración desean en caso de querer hacerlo? NO.

¿A que mayoría se referirá la Presidenta?. Si consideramos que conceptualmente no ha habido integración, como podemos hablar de alguna mayoría?, y si la Presidenta tiene algún concepto de integración que nosotros no conocemos o no compartimos, ¿que mecanismos empleó para determinar que hay una mayoría?, y ¿cuál sería esa mayoría?.

En cuanto a la Nación Mapuche, ¿donde queda aquel grupo no menor y en franco crecimiento que está pidiendo autodeterminación, autonomía o independencia?. Partamos de la base que este “grupo” no desea ser integrado, más bien marca una clara diferencia cultural y nacionalitaria con el Estado de Chile y la nación chilena, ¿éste grupo es considerado en las encuestas para determinar las mayorías y minorías?, ¿o es mejor invisibilizarlo?. La poca claridad e información actualizada existente a la fecha generan muchas preguntas que tienen pocas respuestas.

Las preguntas, que poco pudimos responder, nos conducen a creer que la Presidenta no tiene claridad sobre el tema o que sus palabras simplemente no representan la realidad de las primeras naciones que hoy viven en Chile. “The majority of indigenous groups are well integrated” una frase que creemos está dirigida a anestesiar la preocupación extranjera o destinada a crear una realidad ficticia sobre lo que realmente ocurre en Chile con “the first nations”.

Comentarios

Organizations can compel their customers and employees to resolve disputes in arbitration proceedings bound not by state or federal law, but by religious edict.

Perfectly written!
I will immediately seize your rss as I can not find your
email subscription hyperlink or e-newsletter service.
Do you’ve any? Please permit me recognise so that I may subscribe.

Añadir nuevo comentario